Pedidosrealizados

La evolución de los juguetes: De la taba a la ‘tablet’

escalera

Cuentan nuestros mayores que de pequeños jugaban con un hueso de cordero y ganaban cuando caía de determinado lado. Desde aquellos juegos a los de ahora, hemos atravesado un largo camino como niños. De mayores seguimos recorriéndolo junto a nuestros hijos y sobrinos.


El osito de peluche, el ‘omnipresente’ centenario


escalera

La curiosa historia de la popularización de los osos de peluche se remonta a 1902, cuando Theodor Roosevelt se negó a matar un oso atado durante una cacería. La noticia fue caricaturizada por un humorista gráfico, Clifford Berryman, en The Washington Post. Un comerciante dispuso en el escaparate de una tienda el dibujo como reclamo, junto a un oso de felpa que llevaba botones como ojos. Sin saberlo, había dado el primer paso en la historia de los ‘Teddy (por Theodor) Bears’. Sedujeron con su ternura y pronto eclipsaron a las muñecas de porcelana de la época. 
Hoy en día siguen acaparando los abrazos de niños y mayores. Los materiales han evolucionado de la felpa al peluche pasando por piel o tejidos acrílicos. El relleno también ha cambiado hasta llegar a la fibra hueca siliconada que le da ese tacto agradable del que carecían en sus comienzos. Durante todo este tiempo muchos han sido los animales que han acompañado las noches infantiles: perros, ovejas, elefantes, gatos… pero el oso de peluche es y seguirá siendo el preferido a la hora de achucharlo.


No hay (casi) nada nuevo bajo el sol


escalera

Muchos de los juguetes con los que disfrutan los niños actualmente nacieron en el siglo XX. A principios de siglo se inventó el mecano, un juego instructivo que permite a los niños crear el juguete que quieran, ensamblando las piezas con tornillos y tuercas: aviones, coches… el único límite es la imaginación. A partir de los años 20 se vieron circular trenes eléctricos en el salón de las casas más pudientes y en los 50 llegaron dos iconos de las jugueterías. El scalextric, que aunque ahora funciona con mandos inalámbricos pero que poco ha variado, y la muñeca Barbie, que en torno al año 2000 vio cómo las niñas la daban de lado por las Bratz. Los Playmobil conquistaron el mercado en los años 70, cuando fueron creados por una visionaria empresa alemana que ya había lanzado al mercado el hula hoop. Fueron los predecesores de los Lego. Durante los primeros años de los 80 los niños estaban muy concentrados intentando resolver el rompecabezas tridimensional conocido como el cubo Rubik, creado por un arquitecto húngaro y se ha considerado el juguete más vendido del mundo. La tecnología irrumpe en nuestras vidas unos años después con los primeros ordenadores personales, las consolas, los tamagotchis o el muñeco Furby.


El presente: Atrápame esos ‘pokemons’


escalera

En la segunda década del XXI la mascota virtual se llama Pou y es una aplicación del móvil, como la mayoría de los juegos preferidos de los niños. Siguen jugando con muñecas y coches pero los móviles, consolas y ‘tablets’ ocupan el primer puesto. Si un progenitor quiere que su hijo esté entretenido, se echa mano de la tableta y quedará abducido por tiempo ilimitado. Fuera de casa se ven cacerías de pokemons en cualquier lugar o momento del día. 
Dentro de nuestros hogares, las consolas son uno más de la familia y ya van por la octava generación. Se llaman Xbox One, Wii-U o Play Station 4. El universo de los juegos virtuales está dando un paso adelante con las gafas de realidad virtual cada vez más sofisticadas. Sony (Play Station VR), Samsung Gear, HTC Vive o Google Cardboard, con las que se pueden visualizar los cada vez más frecuentes videos en 360º publicados en Youtube, serán en muchos hogares el regalo de los próximos Reyes Magos.


Si te ha interesado este artículo te recomendamos:

- Con la comida sí se juega: cocinitas

- El recreativo en casa: futbolín y billar

- Aprende a reconocer y aliviar las emociones de tus hijos



Ventajas

RECOGIDA EN HIPERMERCADOS

CONDICIONES DEVOLUCIÓN EN HIPERMERCADOS

Condiciones Devolucion en Hipermercados

FINANCIACIÓN

Financiación

APPS CARREFOUR

'Apps Carrefour'
Volver arriba